Morate, el acusado de matar a Marina y Laura, se niega a declarar durante el juicio