La cita de David y Nerea: “Vengo 100 por 100 a por ti”