De la playa a urgencias: la rejilla del bañador lleva a varios niños a ser circuncidados parcialmente