Varsovia enloquece con el último cañonazo de Hellraisers, campeón del mundo de WOT