Wargaming cierra su trilogía bélica con los barcos de World of Warships