Pilar Eyre confirma que el Rey emérito podría haberse tratado con hormonas femeninas