Harvey deja historias de supervivencia y, sobre todo, de solidaridad