Los efectos más devastadores de Irma se han sufrido en las islas del Caribe