Testigos del atentado en Manchester: “Era como una escena de una película de terror”