Las lágrimas como protagonistas en la despedida de Rajoy