Los celos hacen que Miriam pierda de nuevo los nervios y Álex no puede más: "Igual no puedes seguir aquí"