Peces de piscifactoría y peces salvajes: Una diferencia del 300% en el precio