Estalla la tensión entre morosos y propietarios: "No sales vivo de aquí"