La mujer hallada muerta en Madrid estaba en el programa de protección a las víctimas de violencia machista