Cuarentena de 56 millones de personas: el nuevo coronavirus, algo nunca visto en China