Los líderes de la ultraderecha europea aplauden y simpatizan con el ideario de Vox