El impresionante templo de Herodes, ingeniería que nunca se ha conseguido superar