La desesperación de una funcionaria enferma de cáncer que le niegan el teletrabajo y el cambio de puesto