Escocia: el primer país del mundo que distribuirá productos de primera necesidad a mujeres con salarios bajos