Cataluña, foco del yihadismo en España