Bea, sincera a más no poder: “Soy muy celosa y bastante insoportable”