Pedro y su hermano se reencuentran tras casi dos semanas separados por la erupción del volcán