Entramos en la consulta del doctor Carlos Ruiz García: el defensor del clorito sódico