Gloria hace que desaparezca la playa de El Perelló: de medir 50 metros de largo a apenas 6 metros