Las dosis de refuerzo del coronavirus vuelven a llenar los centros de vacunación