El Alcalde de Vigo responde a las críticas: "Somos un caso claro de ahorro energético total, seguramente como ninguna ciudad de España"