Destituciones y llamadas del Ministerio: las trabas con las que se encontraron algunos investigadores del 'Síndrome tóxico'