Ambiente cordial y festivo entre los aficionados argentinos horas antes de la gran final