Aguirre asegura que no ordenó espiar a compañeros del PP y que nunca recibió una queja de ellos