Nyno Vargas y su equipo tienen que parar en pleno viaje por un olor insoportable