Derogaciones y líneas de actuación: las primeras medidas de la agenda del gobierno Sánchez