Cruz Roja alerta de un aumento de la vulnerabilidad