Filipe y Mónica se dejan llevar por Tony Blair y se llevan el premio