Rap-dioterapia en Segovia, ya: una campaña que ha dado sus frutos