El abogado de La Manada acusa a Cristina Fallarás de ser un “lobby de presión”