Carmen, a Javier Abascal: “Quiero ser contable porque cuento historias”