Jesús, a Mar: “Ahora buscaré una mujer que, por lo menos, se parezca un poco a ti”