El empresario Josef Ajram: "El ser humano se arruina rápidamente"