Eva Hache supera el reto y llega al glaciar más espectacular de Alaska