La roca brasileña que te engulle y te 'escupe' en otro lugar