La foto de un niño armado con un fusil de asalto desata la alarma en Facebook