El temporal destroza el litoral gaditano