La población mayor de 65 años en España aumenta en un millón en una década