Ana Julia disimulaba desde el primer momento