Un juez decidirá el futuro de Andrea