Organizaciones ecologistas mantienen su batalla contra las prospecciones en Canarias