Los españoles desaparecidos en Malasia, sanos y salvos tras diez días a la deriva