Un centenar de inmigrantes llegan en patera a la playa gaditana de Zahora ante la atónita mirada de los bañistas