El cadáver de Laura Luelmo tiene un fuerte golpe en la cabeza y otras señales de violencia