La administración reconoce una discapacidad a una víctima de acoso escolar